Facultad de Ingeniería y Negocios elaboró plan de emergencia para liceo de Quilpué

Con el propósito de orientar a la comunidad escolar en aspectos relacionados con la gestión del riesgo, alumnos y académicos de la Facultad de Ingeniería y Negocios de Sede Viña del Mar elaboraron un Plan de Emergencia para el Liceo Gastronomía y Turismo de Quilpué.

La iniciativa se gestó a través de la cátedra de Planes de Emergencia, a cargo del profesor Guillermo Encina, participando los alumnos Mariel Pizarro, Rodrigo Villazón y Yerson Krause, de las carreras de Ingeniería en Prevención de Riesgos y Medio Ambiente y Técnico en Prevención de Riesgos del régimen Executive, quienes durante dos meses trabajaron en el establecimiento quilpueíno para levantar la información requerida para la desarrollo del plan, detectando las fortalezas y debilidades que presentaba el recinto en materia de seguridad.

“La elaboración de este plan surgió a raíz de la necesidad que tiene la escuela de vincularse con las necesidades de la comunidad a través de sus programas académicos. Estamos muy contentos con lo logrado, pues el establecimiento tenía un plan básico y ahora cuentan con un documento más robusto y especializado, el que deben evaluar para seguir mejorándolo y ajustándolo a las necesidades del liceo”, dijo Susana Mayer, Directora de Carrera de Ingeniería en Prevención de Riesgos y Medio Ambiente.

El documento contiene descripciones sobre las principales emergencias que pueden afectar al liceo tales como sismos, incendios accidentes escolares y fuga de gases o sustancias químicas, regulando acciones, tareas y responsabilidades de cada uno de los miembros de la comunidad escolar, sobre todo de aquellos que participan en el comité de seguridad. Además, detalla los materiales necesarios para abordar una emergencia al interior y exterior del recinto y los elementos preventivos con los que debe contar el lugar para dar cumplimiento con la normativa legal vigente en la materia.

El plan, que también considera la capacitación en temas de seguridad y aplicación de los protocolos de emergencia por parte de UDLA a la comunidad escolar, beneficiará a los más de 700 alumnos con que cuenta el liceo en los niveles de prebásica, básica, media y técnico profesional, además de los casi 80 funcionarios que trabajan en el recinto.

“La elaboración de este plan es de gran importancia para el liceo, pues nos hemos vinculado con la academia, que son los que tienen la experticia en temas de seguridad y hoy contamos con un procedimiento integral, que vamos a incorporar a nuestro reglamento interno. Agradecemos a UDLA, pues aquí hay mucho esfuerzo de sus profesionales y alumnos, un gran interés por colaborar con nosotros, por lo que estamos muy contentos con esta asociación virtuosa”, manifestó Víctor Hugo Fernández, director del liceo.

Para la alumna Mariel Pizarro “realizar este trabajo fue una gran experiencia, pues nos ayudó a poner en práctica la teoría y los años de estudio, promoviendo una actitud de autoprotección en el liceo para posibles emergencias”.