Alumnos de Enfermería realizaron estudio sobre los cuidados de salud de la comunidad haitiana de Valparaíso

Una investigación sobre la situación de los migrantes haitianos, enfocada a los cuidados de salud de la comunidad residente en la Iglesia Inmaculado Corazón de María de Valparaíso, realizó un grupo de estudiantes de quinto año de Enfermería de Sede Viña del Mar.

El trabajo denominado “Estudio etnográfico sobre los cuidados en salud de comunidad haitiana en Valparaíso 2017”, a cargo de los alumnos Edith Andrade, Alejandra Arenas, Bárbara Pérez, Maximiliano Romo, Nacira Valenzuela y Geraldine Vásquez, consideró el análisis de la alimentación, salud, actividad física, higiene, reposo y sueño, trabajo y educación en 16 haitianos de entre 20 y 30 años, utilizando la observación en terreno y la entrevista como instrumentos metodológicos.

Edith Andrade contó que la idea de realizar esta investigación “surgió a raíz de la escasa información que hay de los haitianos en Chile, principalmente en el área de la salud, teniendo en cuenta que este grupo ha crecido notoriamente entre el 2013 y 2016, sin que se cuente con normativas claras para favorecer su inserción en la sociedad chilena”.

Detalló que mediante visitas durante un mes conocieron a la comunidad haitiana porteña levantando información sobre sus conductas, costumbres y estilos de vida y de qué forma se relacionan con los cuidados en salud, basándose en el “Modelo del sol naciente” planteado por la enfermera teorista Madeleine Leininger, quien postula que una persona debe ser considerada con una mirada holística de diversidad cultural para brindar cuidados seguros, responsables y congruentes con la cultura del otro.

Respecto de la alimentación observaron que la mayoría de tenían hábitos poco saludables, consumiendo alimentos con alto porcentaje de grasas y azúcares, presentando muchos problemas gastrointestinales. La gran mayoría no tiene incorporado el concepto de atención primaria de salud, cuidados preventivos y factores de riesgo, y solo van al médico cuando sus síntomas son de gravedad. Duermen entre 4 a 5 horas diarias y no realizan actividad física. La mayoría está descontentos con su situación laboral, pues sus sueldos son insuficientes para vivir en Chile y ayudar a sus familias en Haití. Pese a que muchos son profesionales, al convalidar estudios en Chile no pueden ejercer en su área.

“Acercarse a la comunidad migrante es de gran importancia para la Enfermería, pues en nuestro campo de acción es fundamental llegar a toda la población sin distinción. Esta investigación abrió una puerta interesante para otros estudios, siendo necesario que la atención primaria en salud tenga en su mirada colectiva a todos los migrantes y que el autocuidado, la promoción y prevención sean elementos claves que deben considerar a todos los que vivimos en Chile”, dijo la docente Sylvia Salazar, quien junto a la profesora Mariela Pérez guiaron académica y metodológicamente, respectivamente, la tesis de los alumnos, estudio que obtuvo el tercer lugar en la Cuarta Jornada de Investigación de la Escuela de Enfermería de UDLA, instancia en la que los estudiantes presentan sus mejores trabajos de investigación para obtener el grado de Licenciados en Enfermería.